jueves, 1 de marzo de 2012

Distancia

A veces no tengo nada ke decir,
a veces tengo mucho que callar...
hoy no quiero lanzar diatribas hacia akellos ke se ke me leen y ke no kiero ke lo hagan,
ni ventilar sucesos bochornosos para justificar reproches...
Tampoko kiero ver comentarios anonimos de gente ke konozco ke buskan acercarse a mi por medio de este blog....ya que igual seguiré ignorando comentarios.
El silencio se ha apoderado de mi en los ultimos meses,
y eso de escribir por escribir, por llenar paginas en blanco ya no me satisface...
no, hay ke tener respeto por las letras, por las palabras que forman, y por lo ke estas significan, (si, aunke escriba con la ka, respeto las letras, las palabras, los significados, los idiomas), pero es divertido contradecirse...
En resumidas cuentas, nada me inspira, pero por ahora no me agobio, porque las multiples okupaciones no me dejan pensar en algo ke valga la pena descubrir ante este mundo cibernetico, o kizas lo valen tanto ke por lo mismo no figuran en estas paginas.
Recuerdos...experiencias...planes...Estamos llenos de todos ellos, pero muy pocos lo sobreanalizan, a mi esa tarea ya me estaba enfermando, asi ke por ahora, pido diskulpas, por la mediocridad, por la ausencia, por la simplicidad, por la mediocridad...me justifico con la excusa de estar preparandome para hacer las cosas menos mediocres, sin diskulpas mas ke esta.
Mientras tanto disfruto de la serenidad ke me da el saber que al parecer he logrado enterrar fantasmas de mi pasado, y superar dolores que querian albergarse por mas de un año en los reskicios de mi alma.
Hoy no me duelen los recuerdos de amores pasajeros, ni de difuntos convenios bilaterales en los cuales estuve involucrada por años, no me interesa justificarme ni que nadie lo haga...Hoy soy libre y responsable...hoy mi corazon descansa en la pacifidad que solo puede dar la indiferencia...hoy le doy un respiro a mi cuerpo cansado de inventarse sentimientos para suplir necesidades fisiologicas basicas, hoy no tengo cargos de conciencia ni arrepentimientos, pero puedo empezar a evaluar con cabeza fria mis acciones para percatarme de lo tonta y dramatica que he sido con personas que ya habian cumplido un ciclo en mi vida,
No me amen, no me odien,...ke despues de todo en la soledad de nuestros aposentos nadie acompaña a nadie y todos estamos bien asi, a la distancia, manteniendo la simplicidad de los vinculos esporadicos, sin la parafernalia y el drama ke nos arrinconan en la cotidianidad de la repeticion de las rutinas ke elegimos.